Con tres niveles de acabados el nuevo Peugeot 2008 GT se presenta con una doble personalidad, la de sus espacios SUV y todo el espíritu y la calidad de un GT.

 

 

El Peugeot 3008 GT se posiciona como una oferta de alta gama, exclusiva y con vocación dinámica, perfectamente adaptada a las necesidades de la vida diaria. Destinado a los entendidos del automóvil, el nuevo Peugeot 3008 GT conjuga todas las cualidades del nuevo SUV de la gama, como un diseño con personalidad, un interior asombroso con el nuevo Peugeot i-Cockpit® y equipamientos high tech con unos toques deportivos y exclusivos.
En Peugeot, las siglas GT, emblemáticas en la historia del automóvil, se aplican a versiones que cumplen códigos muy precisos y que permiten a su conductor desmarcarse y ganar en estatus. La versión GT del nuevo Peugeot 3008 dispone de:
– Un motor exclusivo, el 2.0L BlueHDI 180 S&S, asociado a la caja de cambios automática de seis velocidades EAT6. Es la versión más potente de la gama, pensada para un placer de conducir elevado a la máxima expresión.
– Una estética más deportiva, con pasos de rueda específicos y neumáticos de 19″ de serie (235 50 R19), equipados con llantas Boston bitono diamantadas. Únicamente disponible en la versión GT, este neumático con características dinámicas está asociado a una unión al suelo desarrollada específicamente para sacarle el mejor partido.
– Luces muy tecnológicas, con proyectores Full LED de serie e intermitentes secuenciales.
– Oferta exclusiva de color de carrocería. Al disponer de serie del techo bitono negro brillante “Black Diamond” la versión GT ofrece, como opción una pintura “Coupe Franche” junto a tres colores de la gama (Gris Platino, Gris Amazonita y Metallic Cooper). Con una zaga en la que se mantiene el habitual negro Perla Nera, el GT “Coupe Franche” lleva al nuevo buque insignia de la gama a un nivel totalmente exclusivo, fiel reflejo del saber hacer de Peugeot.
– Elementos de diseño exterior específicos, unidos a un ambiente interior refinado y deportivo.
Interior: nuevo Peugeot i-Cockpit®, amplificador de sensaciones

El toque deportivo, tecnológico y elegante de la versión GT tiene su reflejo en el habitáculo. El nuevo Peugeot i-Cockpit®, disponible de serie, presenta un salpicadero espectacular y altamente tecnológico. Desde el primer nivel de acabado, la experiencia a bordo destaca por la riqueza y la modernidad casi futurista del habitáculo. La elección de los materiales y la precisión en los ajustes contribuyen a un elevado nivel de calidad percibida. El cuidado por los detalles en la versión GT ha sido exhaustivo por parte los diseñadores, que tenían la elegancia como punto de referencia. Se ha renunciado a la ostentación en beneficio de toques discretos de alta gama.
El diseño exterior del nuevo Peugeot 3008 es poderoso. Presenta todos los rasgos de estilo propios de los SUV, sorprendiendo por la fuerza de su expresión y la gran coherencia de sus líneas. Las proporciones son perfectas y tiene un diseño inspirado. En la versión GT, el trabajo de los diseñadores ha tomado esas cualidades del modelo como punto de partida, preservando esa armonía. No había que forzar demasiado las líneas, para mantener las proporciones del conjunto, pero era necesario aportar elementos específicos al modelo, para afirmar su exclusividad.
El frontal exhibe una calandra exclusiva. Ancha y rodeada de una moldura “Sanded Chrome”, muestra con orgullo el emblema de la marca en el centro de una rejilla con cuadrículas cromadas. El paragolpes exclusivo, asociado a los faros Full LED, remata el conjunto. La mirada afilada y la deportividad del frontal expresan tanto la personalidad de su propietario como el orgullo de pertenencia a la marca. Todo un Peugeot. Todo un GT
Su perfil elegante está subrayado por los marcos de las ventanillas y la luna de custodia en acero inoxidable. Con el embellecedor de este miso material que recorre el techo hasta el alerón trasero, enmarcan las superficies acristaladas con fluidez y elegancia. Gracias a estos detalles, la carrocería muestra unas proporciones que le dan un aspecto más bajo y más deportivo que la mayoría de sus competidores. Con sus amplios pasos de ruedas, sus llantas de 19″, sus finas barras de techo de aluminio y su logo GT cobrizo situado en la aleta delantera, muestra un perfil imponente. Sobre todo si exhibe la emblemática pintura con “Coupe Franche”. El nuevo Peugeot 3008 GT entra en otro universo: el de los vehículos excepcionales.
Como guiño que muestra el cuidado por los detalles de sus diseñadores, unas luces LED situadas en las coquillas de los retrovisores proyectan el emblema de la marca en el suelo.